Alergia a los gatos

Alergia a los gatos: Causas, diagnostico y tratamiento.

Alergia a los gatos: Causas, diagnostico y tratamiento.

Alergia a los gatos es una enfermedad frecuente afectando entre un 10 al 20% de la población mundial si bien la mayoría de estos casos son leves.

Su manifestación más frecuente ese en forma de rinoconjuntivitis ( picor, estornudos, moquillo, congestión nasal que puede ir o no acompañada de picor, enrojecimiento y lagrimeo ocular ) y asma ( dificultad para respirar que puede ir acompañado o no de pitidos y mejora con los tratamientos que abren las vías respiratorias ).

Estos síntomas pueden desarrollarse tras el contacto con gatos o bien tras estar en lugares donde a habido gatos en los últimos días o meses.

A nivel social este problema genera muchos costes en forma de pérdida de horas de trabajo y productividad para el caso de la rinoconjuntivitis así como gastos generados por las repetidas hospitalizaciones en el caso de asma, siendo aún más importante las consecuencias a nivel individual, ya que genera una importante pérdida de la calidad de vida del paciente al no poder desarrollar sus actividades normales de la vida diaria así como perdías económicas debidas a la disminución del rendimiento del trabajo, siendo esto más grave aún en el caso de los pacientes asmáticos ya que presentan episodios de dificultad respiratoria que pueden derivar en hospitalizaciones y cuadros graves si no son tratadas a tiempo.

Dr Tito Rodriguez Bouza

Conozca las causas de su enfermedad y el porqué de sus tratamientos, sin salir de casa con una consulta en profundidad y de calidad

¿Por qué se produce la alergia a los gatos?

Esta condición se produce tras la exposición a las proteínas de gato, siendo la proteína causante del 96% de los casos la denominada como “ Fel d 1 “ , que se produce mayoritariamente en glándulas de la piel y se acumulan aquellos lugares en contacto cercano como son los pelos del gato.

También se produce de una forma minoritaria en la saliva y otros lugares del gato. Esta proteína tiene la capacidad de poder “volar” dentro de la habitación y por tanto, aunque el gato esté jugando en el suelo, puede producir síntomas al paciente alérgico sentado en la mesa.

Dentro del hogar se acumularán en aquellos lugares susceptibles de acoger dichas proteínas como son sobretodo alfombras y sillones.

Ningún paciente nace con alergia a los gatos sino que por el contrario puede hacerse alérgico debido a la exposición repetida a este.

Hasta hace pocos años existía la teoría de que cuanto más se expone el paciente al gato más posibilidades hay de que sea alérgico pero estudios recientes han demostrado que la realidad no es tan sencilla como esta.

En los últimos años se ha realizado varias publicaciones ( https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/12204868/ ) demostrando que la exposición durante la infancia a perros disminuye la posibilidad de ser alérgico a éstos en la edad adulta, aunque desafortunadamente los resultados en el caso de la

En los últimos años se ha realizado varias publicaciones ( https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/12204868/ ) demostrando que la exposición durante la infancia a perros disminuye la posibilidad de ser alérgico a éstos en la edad adulta, aunque desafortunadamente los resultados en el caso de la alergia a los gatos parecen menos claros, siendo mi opinión personal que futuros estudios demostrarán el mismo efecto para gatos que para perros de una forma más clara.

Un estudio reciente al respecto puede encontrarse aquí ( https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/31829464/ ). Existen menos dudas sin embargo en que aquellos pacientes que poseen gato en la edad adulta y especialmente aquellos pacientes que presentan contacto intermitente con gatos en la casa son más susceptibles a presentar alergia a los gatos.

Es interesante destacar que este tipo de comportamiento también se ha observado en otras enfermedades alérgicas como puede ser la alergia alimentarias como la alergia a cacahuete alergia a maní.

¿Cómo se diagnostica la alergia a los gatos?

Para el diagnóstico de alergia al gato es necesario que usted presente síntomas tras contacto con gato o estar en lugares donde ha habido gatos. Es posible que usted esté leyendo este artículo porque un medico le dijo que tenía pruebas de alergia positivas al gato per usted no siente problemas, en ese caso usted sería lo que llamamos un paciente sensibilizado pero asintomático.

Con esto quiero dejar claro que en las pruebas de alergia a los gatos requieren de una correcta interpretación pues de ello dependerá la necesidad o no de tratamiento como pondré posteriormente.

Recientemente el Dr. Tito Rodríguez Bouza público un estudio

( https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/29479937/ ) donde se analizaron detalles técnicos de utilidad para la comunidad científica, que ayudan a un correcto diagnóstico del paciente con alergia a los gatos.

Esto fue realizado a partir de datos obtenidos de pacientes del medio oriente ( Kuwait ). Dicho estudio es accesible de forma gratuita para los interesados en terminología científica, aunque es un lenguaje poco accesible para el paciente habitual.

¿Cómo se trata la alergia a los gatos?

Alergia a los gatos es, como su propio nombre dice, producida por los gatos, y obviamente lo más importante para reducir los síntomas es conseguir la reducción de la exposición a las proteínas del gato. Dicho esto nos encontramos con que la mayoría de los pacientes prefieren optar por seguir un tratamiento antes que desprenderse de su animal de compañía, los alergólogo dos debemos ir a lanzarnos a esta situación. Además, es importante recordar que los síntomas pueden perdurar durante meses hasta que se retira al gato del hogar.

Si usted es un paciente sensibilizado a sintomático no requiere de tratamiento pero si ha de evitar el contacto repetido con gatos y especialmente evitar tener un gato en el hogar

En algunos países la presencia de gatos callejeros es tan alta que el paciente desarrolla síntomas de alergia a los gatos en la calle, estando estos pacientes obligados por tanto a conocer su tratamiento

Una vez decidido que el gato permanecerá a casa las siguientes medidas son útiles:

  • Bañar al gato dos o tres veces por semana para reducir la cantidad de proteínas que producen alergia de sus pelos.
  • No gastar dinero en los productos que dicen poder eliminar las proteínas del gato pues sus resultados se basan en estudios realizados por ellos mismos por estudios independientes.
  • Obtener ayuda de un especialista para conocer el tratamiento farmacológico adecuado
  • Filtros HEPA: si bien en estudios de la década pasada estos filtros eran capaces de reducir las proteínas dentro de la casa pero no los síntomas del paciente ( el gasto no reportaba un beneficio considerable ) , los filtros más nuevos parecen obtener resultados algo mejores aunque los resultados siguen siendo contradictorios. Personalmente sólo lo recomiendo para pacientes graves o en aquellos donde dicho gasto no sea un problema.

El tratamiento con fármacos debe ir encaminado a eliminar el picor, moquillo, estornudos y congestión nasal en el caso de la rinitis así como favorecer una correcta respiración del paciente en el caso del asma, teniendo cuidado en ambos casos de ir el menor número de efectos durante el tratamiento, siendo siempre en todo caso el beneficio mayor que el efecto secundario del fármaco.

Los fármacos empleados incluirán antihistamínicos, spray nasal, gotas oculares y broncodilatadores entre otros.

El médico alergólogo ha de determinar cuando este tratamiento no es suficiente y comenzar por tanto con las vacunas de la alergia contra datos que científicamente se llama inmunoterapia.

Este tratamiento puede disminuir la alergia a los gatos pero tiene el inconveniente de requerir una inyección mensual durante años. En casos excepcionales, el tratamiento del asma por alergia al gato puede requerir de anticuerpos monoclonales.

Puede encontrar información adicional sobre la alergia a los gatos en múltiples lugares como la Asthma and Allergy Foundation of America

En este otro artículo podrá encontrar vídeos y resúmenes de interés sobre distintas alergias.
Si desea solicita cita online puede hacerlo desde nuestros formularios de contacto.

5 comentarios en «Alergia a los gatos»

    1. Pues con los bebés hay que usar cremas de una manera acorde a la gravedad, entre otras medidas. Usarlas demasiado fuertes puede dar problemas en la piel en el futuro.

      Puede enviarme las fotos sin problema a traves de la pestaña de contacto y pedir consulta y muy posiblemente con un ajuste o dos de tratamiento se de con la clave

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *